Las barbacoas más eficientes

Qué poco invierno nos queda en la vida. En menos de cinco días habremos dado la bienvenida de forma oficial a la primavera, una temporada en la que podremos llevar ropa más fresca y donde, efectivamente, vuelve uno de los placeres que viviremos en los próximos meses: las barbacoas al sol con amigos y familiares. .

No hay mejor manera de tomar el sol y la compañía de nuestros amigos que degustar la comida de una barbacoa, así que estoy seguro de que ya has estado mirando modelos durante los próximos meses, especialmente ahora que ‘tienen descuentos y reembolsos para que no estén en plena temporada de ventas, ¿verdad? Si eso era lo que pensabas, no te equivocas, y es que, por ejemplo, en Carrefour, puedes conseguir uno con descuento gracias a los cupones de descuento Carrefour de Ideal Discounts.

Sin embargo, instalar una barbacoa en casa no es cosa fácil de decidir, y no solo debes pensar en la zona de tu jardín en la que vas a instalarla, sino también en el tipo de modelo en sí, porque en el mercado Hay un sinfín de modelos disponibles para que elijas. Aquí tienes algunas claves para elegir la barbacoa más eficiente. ¡Tomar nota!

La barbacoa más eficiente

En primer lugar, podemos distinguir tres tipos principales de barbacoa según su funcionamiento: carbón, eléctrico y gas.

Es difícil apostar por un tipo específico de barbacoa, ya que las tres son muy efectivas, además de tener grandes beneficios, pero si tuviera que apostar por una evaluándola en general, definitivamente lo haría por la barbacoa de carbón, porque aunque no se pueden utilizar dentro de una casa, porque genera una gran cantidad de humo, requiere un mantenimiento continuo y no son muy voluminosos, por el contrario, presentan ventajas como la capacidad de moverse con facilidad, así como la cocción de alimentos sin sabor y con excelentes resultados.

Son barbacoas tradicionales y parecen tener más ventajas hasta ahora. Por supuesto, si prefiere una barbacoa sin humo, definitivamente opte por una barbacoa eléctrica, incluso si no podrá moverla con facilidad y la cocción de los alimentos no será tan eficiente como una barbacoa de carbón.

Además del tipo de cocción y cómo funciona, hay otros aspectos a tener en cuenta a la hora de elegir tu barbacoa, por ejemplo, cuánto espacio tienes en tu hogar o cuántos accesorios incluye.

Combustibles más eficientes 

Barbacoas a gas

Este tipo de barbacoas funcionan con petróleo o gas natural, dos combustibles no renovables. Sus principales ventajas son que se inician en tan solo diez minutos, su combustión no deja residuos sólidos, la temperatura se controla fácilmente con ciertos controles y no producen cenizas. A la hora de elegir una barbacoa de gas, existen modelos con alta eficiencia energética y con depósitos de gas recargables. Hay que pensar que el precio del gas natural es un tercio del de la electricidad, por lo que son más económicas que las eléctricas.

Barbacoas de carbón

Esta opción es la menos ecológica. Las barbacoas de carbón vegetal emiten partículas que contaminan el aire y también son nocivas para la salud. Sin embargo, son elegidos por muchos consumidores porque dan a los alimentos un sabor mucho más natural.

Una barbacoa de este tipo puede alcanzar los 300 grados de temperatura y puede cocinar fácilmente grandes trozos de comida. Eso sí, hay que saber distribuir muy bien el carbón para que se caliente uniformemente. Sus desventajas son la lentitud de su encendido (esto puede tardar hasta 45 minutos), la gran cantidad de humo que emiten y las llamaradas que se producen al quemar grasa en los alimentos.

Barbacoas eléctricas

De los tres tipos de barbacoas, las barbacoas eléctricas son las más respetuosas con el medio ambiente. Especialmente si la fuente de energía proviene de una fuente renovable, como la energía solar. Para operar, no necesitan combustible ni carbón, solo una toma de corriente. Simplemente conéctelos y presione un botón para comenzar a calentar los alimentos.

Las barbacoas eléctricas no emiten malos olores, no contaminan el aire y son muy eficientes. La temperatura se regula fácilmente y se distribuye uniformemente.

El precio del kilovatio hora de electricidad es muy elevado ahora mismo por lo que, si no se tiene una fuente de energía solar, este tipo de barbacoa puede ser la más cara.